Erik Leiva

Erik Leiva: “Ser un buen jefe es más que sólo pagar bien”

A los 7 años, su padre, un conocido comerciante de Estación Central, lo llevó a su primer remate. De ahí en adelante, para Erik Leiva Piña, joven y creativo empresario, la rutina de comprar y vender se incorporó a su ADN e incluso con sus escasos ahorros compró un lote de productos y los dejó a consignación en diferentes negocios del sector. “Yo creo que me los aceptaron solo porque eran amigos de mi papá” reflexiona riéndose.

Actualmente, lidera varios proyectos en el mercado inmobiliario, pero fiel a su personalidad reservada y tranquila, no hace alarde de nada y sólo espera a que los buenos resultados hablen por él.

¿Cuánto tiempo llevas emprendiendo?

Desde que tengo memoria he estado metido en los negocios. Cuando era niño junto con mi papá fui a mi primer remate y luego le agarré el gustito al tema de la compra de cosas y sobre todo a la venta. Quizás no es muy humilde que lo diga yo, pero puedo vender lo que sea, a quien sea.

¿Qué tan importante es ser un buen jefe?

Ser un buen jefe es algo fundamental si quieres generar un buen clima laboral y conseguir que tu empresa avance y se destaque del resto. Hay que saber cuándo y de qué manera dar órdenes a la gente que trabaja contigo, hay que lograr que se sientan cómodos y piensen como un equipo.

¿Cuáles son las cualidades de un buen jefe?

Creo que un buen jefe es atinado, respetuoso y sabe cómo pedir las cosas a sus colaboradores. Además, reconoce el trabajo bien hecho y cuando puede, lo premia. Eso es muy importante para mantener motivados a los trabajadores, el reconocimiento.

¿En qué puede afectar a una empresa un mal jefe?

Un mal jefe puede llevar a una empresa a la quiebra. Así de simple. La gente que se siente disconforme por el trato que le da su jefe no tiene ninguna lealtad por la empresa y siempre está pensando en nuevas oportunidades para emigrar laboralmente. En cambio, alguien que se siente contento y tranquilo en su trabajo es todo lo contrario. Está inspirado, produce más y puede hacer que su empresa despegue. Hay estudios que demuestran eso. La gente contenta trabaja mejor y tiene mejores índices de producción.

 ¿Es lo mismo un jefe que un líder?

No, un jefe solo da órdenes, un líder inspira a los demás. Personalmente creo que un verdadero jefe tiene la obligación de ser líder de su grupo: motivarlos, animarlos a arriesgarse, a explorar sus propias capacidades, a capacitarse y dar lo mejor de sí cada día.

Nombra 3 características que te convierten en un mal jefe

Un mal jefe es prepotente, vanidoso y no tiene autocrítica, de todos los errores de su empresa responsabiliza al resto. Eso es fatal.

En tu experiencia, si nos vamos al mundo de la fantasía, del cine o la televisión, ¿quién sería un buen jefe?

Una de mis películas favoritas es “Rápido y Furioso”, por lo que pienso que Dominic Toretto sería un buen jefe. Es alguien que conoce en detalle las fortalezas de cada uno de los miembros de su equipo, les da instrucciones precisas, confía en ellos y los inspira. Gracias a eso el engranaje del grupo funciona con precisión y consiguen el éxito en cada una de las aventuras que tienen.

Y respecto a la literatura, qué personaje de qué libro sería para ti un jefe que destaque por lo bueno o por lo malo.

Aunque suene un poco ñoño, tengo que decir que me imagino que el mejor jefe del mundo sería Dumbledore, el Director de Howarts, el castillo donde Harry Potter aprende magia. Aparte de conocer muy bien los talentos y las debilidades de cada uno de sus colaboradores, Dumbledore es cercano, amable con todos y muy piola, a pesar de todo lo que sabe y lo que puede hacer con su poder mágico. Eso es genial.

Respecto a líderes internacionales, ¿Quién crees tú que inspira respeto por su forma de hacer las cosas?

Me gusta mucho la personalidad y la forma de actuar que tiene el Presidente de Francia, Emmanuel Macron. Fuera de que es un gallo joven y capo en su área de conocimiento ─por algo fue Ministro de Economía de Francois Hollande- creo que es un hombre evolucionado y colaborativo, sabe cómo liderar a su gabinete, no tiene aires de estrella y se nota que trata bien al resto. En resumen, es un crack.

Compartir:

Autor de la entrada: chileno

One thought on “Erik Leiva: “Ser un buen jefe es más que sólo pagar bien”

  • Camila Norambuena

    (Septiembre 9, 2019 - 10:15 pm)

    Estoy muy de acuerdo. Estos son los tipos de jefes que el país necesita, personas que entiendan que la felicidad de quienes trabajan contigo es importante para que el mismo negocio surja.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.